Hoy queremos presentar un tema que como Estado del espíritu es ausencia en muchas partes de este planeta, y su contrario se presenta y potencia a todo nivel, tanto en la naturaleza, como entre los hombres… y así vemos como el mundo entiende comprende y acepta la Paz…

El concepto o definición de Paz, dice que es un estado de tranquilidad o quietud. Y su sentido contrario es ausencia de quietud, violencia o guerra. Y algunos de sus símbolos se han representado, por ejemplo, como una paloma blanca que la ubican históricamente, en el antiguo testamento con el hecho de Noé.

Noé lanza una paloma blanca con el fin de encontrar tierra tras la inundación, al cabo de un tiempo la paloma regresa al Arca con un ramo de olivo en su pico significando que la inundación había acabado y que por ende Dios estaba de nuevo en paz con la humanidad. Ahora la paloma blanca puede representar dos tipos de paz: Si se la representa con el ramo de olivo en su pico simboliza el deseo de mantener la paz ya alcanzada; mientras que, si se la simboliza volando, como por ejemplo en los actos donde se lanza una paloma blanca al aire, simboliza el deseo de alcanzar la paz al enviar un mensajero que la transmita.

Así bajo cultura, costumbre se   establece el Día internacional de la Paz, en 1981, por Naciones Unidas como una celebración anual de no violencia y cesación de fuego a nivel mundial.

También existe un Premio Nobel de la Paz que fue instituido por Alfred Nobel que se otorga “a quien haya trabajado más y mejor a favor de la fraternidad entre las naciones, la abolición, o reducción de los ejércitos y la celebración o promover procesos de Paz”.

Ante esta mirada y acción de la “paz”, nosotros como Sacerdotes de Jesucristo rescatamos lo que DIOS nos enseña en los Evangelios, y que TODOS podemos conocer, comprender, asumir y aplicar:

Por ejemplo, en Juan 14:27, nos dice:

“La paz os dejo, mi paz os doy, no os la doy como la da el mundo. Que no turbe vuestro corazón ni se acobarde…”

Desde esta enseñanza y los tiempos que se viven en la actual Tribulación, en que todo está en cambio, suscitación, estremecimientos, nuestra HERMANDAD SOCORREDORA te invita a conocer y vivir el ESTADO DE PAZ, bajo ejercicio de oración, contemplación y meditación con y en CRISTO.

Sin embargo, queremos ahondar, como Sacerdotes bajo la Ley de JesúsCristo, hemos sido llamados a Consagrar creyentes bajo el objetivo de La Paz, para alzar una generación de Paz y preparar al Hombre Nuevo en pos del Milenio de Paz. 

 Y la Paz no es solamente ‘No-Guerra’ o ‘No-Violencia…eso es un comienzo; la Paz es una actitud personal, es una opción de cultura, es un modo de Ser y es una forma de hacer y proceder.

La Paz es una Concepción de Vida, de Existencia y debe ser Idea de Sociedad llevada a todo ámbito humano y en relación con el entorno y la naturaleza.

Está claro que, el ‘Nobel de la paz’ siempre tendrá causas y mensajes políticos, y no creemos que sea barómetro de la paz mundial. Es una parafernalia ilustre de alto nivel…pero cae en la   mirada política y propagandista de lo más elemental.

Los seres de Paz no debemos descansar en el propósito de profundizar la COHERENCIA con respecto a un modo de ver y enfrentar la vida y las relaciones, la familia, la sociedad y nuestro trabajo: todo debe estar empapado en la Paz que construye y postula a cambiar la esencia Cainita y perversa de quienes hasta ahora han predominado en nuestro mundo.

 Nuestra esencia debe reivindicar a Abel…y alzarnos del polvo para reclamar este mundo para la Paz… (extracto de “La paz vapuleada”: el gran fundamento.org)

Te invitamos a leer y visitar www.elgranfundamento.org, para comprender estos temas y otros que se encuentran publicados en nuestra página.

LA PAZ: PRINCIPIO DE LOS CRISTICOS QUE SE REVOLUCIONAN DESDE EL SER INTERIOR: EL ESPÍRITU.

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *